actualidad, opinion, variedades.

Localizan el lugar del cerebro donde reside el espíritu navideño


imagen-sin-titulo

El Confidencial – Reuniones familiares, cenas especiales, villancicos, decoraciones, regalos y, en aquellos que así lo sienten, una especial devoción religiosa. La Navidad es un acontecimiento con tantos amantes como detractores y al que se suele asociar un sentimiento especial, un espíritu navideño comúnmente descrito como una mezcla de alegría y nostalgia, recuerdos alegres de la infancia, platos que esperamos todo el año y, si hay suerte, bellas nevadas.

Ahora, un grupo de científicos asegura haber descubierto el lugar de nuestro cerebro donde reside el espíritu navideño, y ha publicado un artículo al respecto en el número especial de Navidad del British Medical Journal. Según los investigadores, “millones de personas tienen predisposición a mostrar deficiencias en cuanto a su espíritu navideño” y conocer con precisión dónde se genera este sentimiento puede ayudarles, además de “comprender el papel del cerebro en las tradiciones culturales festivas”.

Para tratar de encontrarlo, el equipo, del Rigshospitalet, un hospital afiliado a la Universidad de Copenhage, utilizó un equipo de resonancia magnética para medir los cambios en el flujo y la oxigenación sanguínea que ocurren como respuesta a la actividad neuronal y que muestran qué partes del cerebro se activan en procesos mentales concretos. los investigadores utilizaron a diez voluntarios que celebran estusiastamente la navidad y otros diez, habitantes de la misma zona, que no siguen ninguna tradición navideña. Todos ellos estaban perfectamente sanos.

Los veinte fueron introducidos en el escáner y estudiados mientras se les mostraban 84 imágenes, cada una durante dos segundos, y en bloques de seis: seis imágenes de temática navideña, y otras seis imágenes cotidianas. Tras la prueba, cada participante rellenó un formulario sobre sus tradiciones navideñas, sus sentimientos relacionados con la navidad, así como su nacionalidad y etnia.

Espiritualidad y experiencias compartidas

Basándose en los resultados, se situó a diez de los participantes en el grupo navideño, aquellos que celebran las fiestas y tienen asociaciones positivas, y diez en el grupo de los no navideños: los que no celebran la Navidad y tienen sentimientos neutrales hacia ella.

Después se analizaron los diferentes mapas neuronales de cada uno de ellos, para encontrar la zona específica que se activa al pensar positivamente en la Navidad. Los resultados demostraron que hay cinco áreas que se activan mucho más en las personas con espíritu navideño al pensar en la Navidad, incluyendo el cortex motor primario y premotor izquierdo, el lóbulo parietal derecho superior e inferior y el cortex somatosensorial bilateral primario.

Estas zonas han sido asociadas con los sentimientos religiosos y espirituales, así como con el reconocimiento facial entre otras funciones. Por ejemplo, los lóbulos parietales derecho e izquierdo juegan un papel en el sentido de la trascendencia, el rasgo de la personalidad que nos predispone para la espiritualidad, mientras que el córtex premotor frontal es importante para experimentar sensaciones compartidas con otros a través del reflejo o la copia del lenguaje corporal.

Los investigadores reconocen que aunque llamativas sus conclusiones deben ser tomadas con cautela y que serán necesarias investigaciones posteriores. “Algo tan complejo como el espíritu navideño no puede ser explicado completamente, o limitado a, solamente con la actividad cerebral”.

nuestras charlas nocturnas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s